La comida húmeda para gatos es un producto alimenticio que puede ayudarles a mantener un estado de salud óptimo, mientras les aporta nutrientes de gran calidad. Eso sí, siempre debes escoger marcas y una tienda de animales fiable donde te la vendan. Hoy te contamos más de la comida húmeda para gatos y todas sus ventajas, un producto que se diferencia en gran medida del pienso.

Beneficios de la comida húmeda para la alimentación de gatos

Muchas personas se sienten desconcertadas al encontrar este tipo de alimento. Sin embargo, es importante recalcar que estas mascotas necesitan unos cuidados muy específicos y particulares. ¿Sabes qué ventajas tiene este tipo de alimento?

En primer lugar, les aporta una gran cantidad de agua. No cabe duda de que un gato necesita hidratarse cada día, como cualquier otro ser vivo. Esta comida contiene un porcentaje hídrico mucho mayor al de otros alimentos, por lo que puede ser ideal si tu gato no acostumbra a beber agua.

Como anteriormente hemos dicho, contiene nutrientes esenciales para que puedan desarrollarse y mantener sus funciones vitales. ¿Sabías que los gatos necesitan más de 15 nutrientes que únicamente se obtienen a partir de la alimentación? Por eso, la comida para gatos húmeda está muy concentrada en minerales, vitaminas, hidratos de carbono, proteínas y ácidos grasos saludables.

A los felinos les pueden encantar estas texturas. La comida húmeda puede venir en forma de paté, gelatina, salsa o incluso en mouse. Además, son unas texturas blanditas que pueden ser ideales para los gatitos más ancianos o con problemas dentales.

Por otro lado, puedes encontrar comida húmeda en una amplia variedad de sabores. ¿Sabías que los gatitos tienen más de 450 papilas gustativas en la lengua? Esto significa que pueden diferenciar sabores muy distintos entre sí, a diferencia de nosotros. Tienen una gran sensibilidad por los sabores amargos, dulces y salados. Por eso, en un alimento húmedo puedes encontrar ricos sabores que tu gatito seguramente no despreciará: desde el pollo con alta cantidad en fibra y las sardinas pasando por el sabor de las gambas y el atún.

Muchos de estos alimentos también se adecúan según las distintas necesidades que tu gato pueda tener. Por ejemplo, algunos están indicados para los más jóvenes, sin embargo, otros pueden estar indicados para razas de mayor tamaño. Además, ya sabes que algunos gatos tienden a engordar, por lo que la comida light húmeda también existe.

El envase de la comida húmeda permite un fácil transporte. Puedes encontrarla en forma de sobres o en latas. Son envases muy prácticos que puedes guardar en el frigorífico si sobra la comida o incluso templarla para ofrecerla horas después.

¿Qué más puede ofrecerte la comida húmeda? Sobre todo, puede ser ideal para aquellos gatitos que tengan dificultades para hacer la digestión, con tendencia al estreñimiento o que tiendan a formar cristales en su orina. Incluso, están indicados para gatitos con diabetes.

Como ves, son muchos los beneficios de esta comida. Ricos sabores, distintos envases, fácil conservación… ahora que conoces más acerca de la comida húmeda para gatos, anímate a mimarlo al máximo con sabrosa comida que le encantará.

imagen